Medicina Natural

Cura de caldos de cebolla para aliviar al riñón

La cebolla es uno de los alimentos más utilizados para medicinas naturales debido a sus grandes propiedades, es diurética, antiséptica y depurativa. También es muy buena para curar problemas en los riñones, ya sea infección de orina, cálculos, retención de líquidos, etc.

Te mostraremos a continuación una dieta a base de caldo de cebolla que deberás seguir por 9 días y con la cual podrás limpiar tus riñones. Notarás que los resultados son excelentes!

Propiedades de la cebolla

sopa-cebolla-lablascovegmenu-500x375

Son innumerables la cantidad de minerales presentes en la cebolla, entre ellos podemos nombrar al cloro, calcio, cobre, magnesio, cobalto, hierro, yodo, fósforo, azufre y silicio. Entre las vitaminas que contiene se encuentran la A, B, C y E.

La cebolla es diurética, ideal para personas que sufren de retención de líquidos, hinchazón en sus párpados o edemas. También es muy efectiva contra las inflamaciones, es antiséptica, antimicótica y antimicrobiana.

Actúa también como un antioxidante, ayuda a mantener saludable al sistema respiratorio y protege al corazón contra las enfermedades.

cebolla-muffet

Preparación de los caldos

Para preparar un caldo solo necesitas hervir una cebolla por litro de agua. Puedes agregar también unas ramitas de perejil a tu caldo para darle más sabor y para ayudar a los riñones a limpiarse con mayor profundidad.

Para que esta medicina natural haga efecto deberás tomar unos dos litros de caldo al día, es decir que necesitarás dos cebollas. Si deseas prepararlo en cantidad puedes conservarlo en la nevera por unos dos o tres días.

sopa-looseends

¿Cómo los tomamos?

Debes ir tomando el caldo en varios sorbos a lo largo del día como un complemento de las comidas. En el momento de beberlo debe encontrarse tibio o a temperatura ambiente, puedes agregarle también un poco de jugo de limón.

Al comenzar el día intenta beber unos dos vasos con el estómago vacío y luego espera unos 30 minutos para desayunar. También evita beber demasiado caldo por las noches porque sino sentirás ganas de ir al baño en el momento de dormir.

La cura de nueve días

Para que este preparado natural haga efecto en tus riñones debes seguirlo por 9 días, pero también debes tener en cuenta algunos consejos:

  • Intenta quitar o disminuir la cantidad de sal de tu dieta diaria, puedes reemplazarla por agua de mar.
  • Debes llevar una alimentación a base de vegetales, disminuyendo lo más que puedas a la proteína animal (carnes, lácteos). Entre las legumbres más recomendadas para los riñones se encuentra la azuki, también son muy buenos los frutos secos, las setas, el huevo y el pescado.
  • Reemplaza al azúcar por estevia o miel.
  • Mantén siempre abrigada la zona media y baja de la espalda, en los meses más fríos puedes colocar una bolsa de agua caliente por las noches. Ya que cuando las personas pasan frío en estos órganos  se hacen más vulnerables a padecer enfermedades renales.
  • Ejercitarse siempre es bueno para el organismo, cuando las personas entrenan sudan ayudando así a que los riñonen se sobrecarguen y descarguen, esta también es una buena manera de eliminar líquidos.

Ejemplo de menú diario saludable

Por supuesto tu puedes armar tu propia alimentación, pero te damos un consejo de cómo puede ser uno de los 9 días del tratamiento.

Comienza por la mañana en ayunas y bebe unos dos o tres vasos de caldo de cebolla. Luego de pasada la media hora puedes desayunar unas tostadas de pan integral. Al continuar la mañana continúa bebiendo caldo, la cantidad de vasos que desees y continúa la media mañana con un puñado de frutos secos.

Para el almuerzo puedes optar por un guiso de arroz integral con lentejas o una ensalada, como postre una manzana es una buena opción. Puedes hacerla en compota con miel. Luego del almuerzo bebe más vasos de caldo de cebolla.

Para la merienda un batido es una excelente y deliciosa opción, puedes hacerlo de plátanos o arándanos, o ambas frutas combinadas. Y finalmente para cenar se recomienda un filete de pescado, una sofrita de ajo o col con patatas.

Advertencia

No todas las personas asimilan bien a la cebolla cruda, pero no es para preocuparse ya que en el caldo se encuentra cocinada. Si sientes que tu cuerpo no la digiere correctamente aún estando en caldo se recomienda que interrumpas este tratamiento.

 

Lo más visto

To Top